En este artículo te traemos una lista-resumen con las pistas más importantes para la correcta alimentación de tus gatos:

Número de comidas por día:

Para gatitos lactantes, tres, cuatro veces; Para gatitos (hasta los 3 meses), tres-cuatro veces; para gatos adultos, una-dos veces; para gatos viejos (a partir de 8 años), tres veces; para gatas embarazadas, una-dos veces.

Carne:

Sólo cocina y nunca como alimentación exclusiva.

Cantidad de comida enlatada:

Gatitos lactantes, unos 450 gramos; animales jóvenes, unos 90 gramos; animales adultos, unos 250-300 gramos diarios.

Cantidad de comida seca:

Aprox. Un 60% de la cantidad indicada para la comida húmeda enlatada. Lo ideal sería alternar comida húmeda y seca.

Comederos:

Limpiarlos cada día con agua caliente.

Sitio para comer:

Siempre en el mismo sitio, sin que nadie le moleste y pueda estar tranquilo. Si tienes varios gatos, cada uno debería tener su propio comedero para evitar peleas o “abusones”.

Restos de comida:

Hay que tirarlas en seguida, pues pueden adquirir gérmenes rápidamente y causarles enfermedades.

Temperatura de la comida:

Nunca sirvas la comida salida de la nevera, sino a temperatura ambiente.

Hora de la comida:

Siempre a la misma hora. Lo mejor es por la mañana y por la noche.

Cambio de comida:

Los gatos son animales de costumbres; por eso, es difícil hacerles cambiar de comida. Cuando la calidad de la comida preparada es buena (que contenga todos los nutrientes necesarios para el gato), no es necesario cambiar.

Comida para perros:

Contiene pocas proteínas y es deficitaria en otros nutrientes esenciales para los gatos, por lo que no es recomendable, si se utiliza, debe ser sólo de manera excepcional.

Huesos:

Son peligrosos. Especialmente los huesos de aves pueden quedarse atascados en la garganta del animal.

Cazadores de ratones:

También hay que alimentar de manera regular a los gatos que pueden cazar ratones de vez en cuando.

Después de la comida:

Al gato le gusta descansar; en ese momento no hay que insistir en jugar con él.

Comida triturada:

Sólo es recomendable para gatos viejos o enfermos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies