Observen amigos, este gato que decidió dormir su siesta en este avión ultraligero y cuando el avión se puso en marcha, pensó ¿Por qué molestarse en irse?  Además, un vuelo de reconocimiento de la zona nunca está demás… Así que decidió quedarse y disfrutar del viaje con la consiguiente sorpresa y susto de los tripulantes por la incierta suerte del minino, de forma que tuvieron que regresar rápidamente para intentar evitar perderlo… No os perdáis el vídeo de estos 3 minutos increíbles.

Increíble, decimos que los gatos nos acompañan desde hace más de 7.000 años, pero realmente nuestros amigos felinos se encuentra tan en casa entre nosotros, que invaden todo nuestro entorno sin ningún problema, y parece que nuestra presencia les tranquiliza y les anima a realizar actos verdaderamente arriesgados.

Les recomendamos revisar sus vehículos antes de ponerlos en marcha en busca de polizones inesperados!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies