Los principales requisitos exigidos por la Unión Europea para viajar con perros, gatos y hurones, son los siguientes:

  • Pasaporte
  • Chip
  • Cartilla de vacunación

El incumplimiento de estas normas puede derivar en una sanción para el propietario de la mascota. Reino Unido, Dinamarca y Noruega se encuentran en proceso de adaptación a esta normativa, por lo que sus condiciones pueden variar.

El procedimiento para adquirir los citados documentos y el chip es muy sencillo. Tanto el pasaporte como el certificado de vacunación deben ser expedidos por un veterinario colegiado. Éste emitirá un informe con su firma y el sello de la clínica, que será remitido al Registro de Identificación de Animales Domésticos (RIAD)

Pasaporte

El pasaporte para mascotas no es muy distinto al de las personas. Se trata de una cartilla azul con las estrellas que representan a los países de la Unión Europea. Los idiomas oficiales de expedición son el inglés y el la lengua oficial del Estado emisor. En el documento español los datos aparecen en los idiomas castellano, catalán, vasco y gallego.

Los datos personales del propietario figuran en las primeras páginas. Al lado se incluyen la foto del animal y los datos de identificación, especificando el nombre, especie, sexo, raza, edad y número de microchip. Además constarán los datos sanitarios, incluyendo las vacunas y los tratamientos antiparasitarios recibidos.

Vacunación

Al contrario que en otros países europeos, la vacuna antirrábica pierde su carácter obligatorio en comunidades autónomas como Asturias, Castilla-La Mancha, Euskadi o Cataluña.

El certificado de vacunación garantiza que tu mascota ha pasado por controles veterinarios y se encuentra en buen estado de salud. Este documento refleja los tratamientos administrados a tu felino y su historial veterinario, una ventaja a la hora de prevenir y realizar un seguimiento.

Microchip y tatuaje

El microchip electrónico y el tatuaje son sistemas de identificación que permiten localizar a tu gato en caso de pérdida, confirmar que eres el propietario y garantizar su buen estado de salud.

El microchip es un dispositivo de reducidísimo tamaño con un código de identificación programado. Está recubierto por un material biocompatible y se inserta en el lado izquierdo del cuello mediante una aguja hipodérmica. El procedimiento no requiere anestesia. Los lectores de microchips están disponibles en clínicas veterinarias y sociedades protectoras de animales.

El tatuaje se practica bajo anestesia general. Consiste en inyectar un colorante sobre la piel, que deja impreso el código numérico. Estos sistemas identificadores han reducido considerablemente el número de animales extraviados o abandonados.

En la Comunidad de Madrid el animal llevará además una chapa de plástico en el collar. En ella figura el teléfono del registro oficial (Tel: 91 564 54 59), al cual hay que llamar cuando un lector identifique a una mascota extraviada. De esta forma se localizará instantáneamente al propietario al consultar la base de datos. En algunas comunidades autónomas como Navarra o el País Vasco se puede acceder a la base de datos por Internet.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies